Últimas noticias

De la inversión de FAW a la falta de operadores, pros y contras del transporte ante el Nearshoring

México está experimentando un repunte en diversas industrias gracias al fenómeno del nearshoring. La agencia calificadora Fitch destacó, desde 2023 los sectores más beneficiados incluyen automóviles y afines, maquinaria y equipo, equipo médico, electrónica, electrodomésticos, logística y bienes raíces industriales.

En México se han realizado 93 anuncios de inversión en 2024, con una expectativa superior a los 36 mil millones de dólares. Esta tendencia generó un incremento en la demanda de servicios de transporte, según Ernesto del Blanco, director general de ELAM-FAW, empresa ensambladora y distribuidora de camiones de carga.

Del Blanco explicó que la reubicación de plantas manufactureras aumentó la necesidad de servicios de transportes pesados para mover materias primas y productos terminados, especialmente hacia Estados Unidos. Este crecimiento llevó a ELAM-FAW a anunciar una inversión de 7 mil millones de pesos para establecer una planta ensambladora en Colima.

El auge del nearshoring también impactó positivamente la producción de vehículos pesados. Durante febrero de 2024, la producción de camiones y autobuses alcanzó un récord con 18 mil 792 unidades producidas y 15 mil 167 unidades exportadas, según la Asociación Nacional de Productores de Autobuses, Camiones y Tractocamiones (ANPACT). Los datos del Registro Administrativo de la Industria Automotriz de Vehículos Pesados (RAIAVP) del INEGI indicaron un crecimiento del 11.1% en producción y del 14.6% en exportación comparado con febrero de 2023.

Para Ernesto del Blanco, el nearshoring representa una gran oportunidad para el crecimiento del país y un impulso significativo en las industrias de manufactura de camiones y transporte de carga. Sin embargo, señaló que se deben abordar factores críticos para asegurar la reubicación exitosa de empresas en México.

La inseguridad en las carreteras es otra preocupación, la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin) reportó 38 robos diarios, dejando más de 7 mil millones de pesos en pérdidas. Además, el envejecimiento de la flota de transporte de carga pesada, con una edad promedio de 20.36 años, puede frenar el crecimiento del sector.

Finalmente, la creciente escasez de operadores de unidades es un desafío crucial en México. Se estima que el país enfrenta un déficit de 60 mil operadores, provocando la inactividad de unidades y pérdidas para el sector. Esta crisis se debe al envejecimiento de la fuerza laboral, condiciones de trabajo estresantes, salarios poco atractivos y la inseguridad, factores que llevan a muchos conductores a buscar oportunidades fuera del país.

Mientras el nearshoring continúa crecimiento en la industria automotriz y el transporte en México, es fundamental abordar estos desafíos para maximizar los beneficios económicos y desarrollarse sosteniblemente a largo plazo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *