LogísticaÚltimas noticias

Se necesitarán 9 mil millones de dosis cada año para acabar con la pandemia

El proceso de vacunación contra el Covid-19 continúa en todo el planeta. El objetivo es distribuir y administrar unos 10 000 millones de dosis hasta finales de 2021.

Según especialistas, transportar las vacunas de los aeropuertos a los pacientes requerirá la sincronización del flujo de bienes con los puntos de vacunación y de almacenamiento específicos en los respectivos contextos locales.

No obstante, la mayoría de la población se pregunta qué pasará en los próximos años, cuando la mayoría de la población ya esté vacunada.

Una vez que alrededor del 75 % de la población mundial dispuesta y apta para recibir la vacuna haya recibido la dosis plena recomendada, habrá una necesidad adicional de disponer de 7 mil a 9 mil millones de dosis anuales adicionales en 2022 y 2023.

De acuerdo con un estudio elaborado por DHL, la primera ronda constará de 4 mil a 5 mil millones de dosis de refuerzo, es decir, dosis subsiguientes que se administrarán a aquellas personas que ya habían recibido la vacunación completa, con miras a mantener su inmunidad. 

En una segunda fase, se destinarán otros 2 mil / 3 mil millones de dosis para

nuevos grupos como el de los niños y niñas menores de 12 años que de momento no son elegibles.

Con el tiempo, finalmente, se logrará persuadir a muchos de los escépticos que hasta ahora se muestran reacios a hacerlo. 

Se estima que esta categoría supondría otros mil millones de dosis (si se asume un aumento de la aceptación de la vacuna de 10 puntos porcentuales).

Transporte marítimo sería clave para distribuir la dosis en próximos años

Más del 95 % de las dosis mundiales de vacunas del Covid-19 se fabrican en solo 8 países, desde los cuales tienen que distribuirse al resto del mundo. Por lo tanto, hay que tomar medidas convenientes de empaquetado y transporte.

Para asegurar el éxito a futuro, especialistas señalan que todos los actores implicados deben permanecer preparados para afrontar altos volúmenes de pacientes y vacunas, mantener la infraestructura y la capacidad logística y planear convenientemente las fluctuaciones estacionales.

“Si asumimos que tendrán que suministrarse estas vacunas una vez al año en todo el mundo, es posible producir, transportar y almacenar con antelación las cantidades necesarias”, se establece en el estudio ‘Aprendizajes sobre la resiliencia ante la pandemia’.

Debido a esta predictibilidad, se espera que con el tiempo el envío marítimo se convierta en el medio de transporte preferido para parte del volumen. 

Esto se debe a que, en función de la disponibilidad y las capacidades de la infraestructura nacional y regional de la cadena de frío o ultrafrío, las vacunas podrían permanecer almacenadas más tiempo que en la actualidad.

Si llegará otra pandemia, ¿se estaría preparado para vacunar a la población?

De la misma manera que los corredores entrenan entre una carrera y otra, la industria de logística y transporte debe mantenerse en forma para estar preparada cuando se produzca el próximo evento sanitario de alcance mundial. 

Según señala DHL, los gobiernos deben aprender de la pandemia del Covid-19y expandir e institucionalizar las medidas de contención del virus y las contramedidas (por ejemplo, sistemas de alerta temprana, rastreo digital de contactos y creación de reservas nacionales).

Teniendo en cuenta que los virus respiratorios son propensos a la propagación pandémica, las entidades públicas, corporativas y no gubernamentales deben planificar y prepararse para lograr una detección temprana y para desarrollar y producir la medicación necesaria para salvar vidas en el próximo brote.

Artículos relacionados

PUBLICA AQUÍ!

Back to top button